Esta mañana me desperté temprano y estuve corriendo un rato por el parque que está cerca de casa. Ducha rápida, ver algunos mails, qué se contaban por Twitter, contestar los últimos WhatsApps de anoche y salir para la oficina. Hasta aquí os importará poco o nada que os haya contado mi vida 😉 pero según iba al trabajo, recibí una notificación push. Hay un local de zumos que me encanta que me decía que tenían un descuento del 50% en mi zumo favorito: naranja y zanahoria. ¡Genial!, pensé, mensaje perfecto en el momento justo, aunque mi cerebro lo llamó notificación push y micromomento.

Así funciona el mensaje push perfecto que consigue que fidelices a tus clientes:

Si este post te ha inspirado pero no sabes por dónde empezar ni cómo crear una aplicación, por aquí te podemos echar una buena mano:

¿Dudas? Tienes 15 días de prueba gratis para crear una app para tu negocio.

@Upplication

publicado: 15 Diciembre, 2016 actualizado: 15 Diciembre, 2016