Los hábitos del consumidor han cambiado y están evolucionando hacia un comportamiento casi completamente digital. Nos estamos acostumbrando a comprar online a través de nuestro móvil u ordenador y las empresas lo saben. Por eso crear una app se ha convertido en un paso básico para conseguir los objetivos marcados. Si un posible cliente está interesado en tu marca irá hasta el market de Google o Apple para descargar tu aplicación y si no la encuentra, acabará en la competencia. La comodidad de contar con una app en el móvil hace que el usuario tenga más facilidad para acceder a la compra y gracias en parte a este hecho se consolida la definición de Digital Consumer.

Para adaptar nuestra compañía al consumidor digital actual debemos conocer cuál es su comportamiento y qué es lo que espera de nosotros. En esta infografía te mostramos 8 claves de la conducta del consumidor digital:

Analizando algunas de estas cuestiones podrás ver la importancia que tiene la relación empresa-cliente, lo exigente que es y lo informado que está. Cada punto es esencial para poder ofrecer el mejor servicio al usuario, ya sea mediante tu ecommerce o mcommerce, debes guardar una atención especial con él. Una vez conozcas cómo es su perfil tendrás que preparar una estrategia de fidelización efectiva para conseguir que el usuario siga quedándose en tu web y app y “tenerle contento”.

Debemos seguir la pista a los cambios y evoluciones que tienen los consumidores y estar siempre alerta para adaptar nuestro servicio y conseguir la mejor experiencia de usuario. La forma de consumir está cambiando y por lo tanto, la forma de vender también debe hacerlo.

¿Te ha inspirado este post pero no sabes por dónde empezar ni cómo crear una app? Por aquí te podemos echar una buena mano:

¿Dudas? Tienes 15 días de prueba gratis para crear una app para tu negocio.

@Upplication

publicado: 12 septiembre, 2017 actualizado: 12 septiembre, 2017